El Deporte vuelve a (Des)Unirnos…Desmitificando a Juan Vené | Abel Flores

VOCES DEL DIAMANTE

Denver, Colorado – Quiera Dios y la vida que yo llegue con salud y lucidez a 94 años y más, pueda ser un abuelito alcahueta de mis nietos y bisnietos; y además de todo esto (que ya es ganancia total) poder seguir haciendo una de las cosas que más me apasiona: el periodismo deportivo (y que me paguen por ello).

De hecho así ha sido la vida de este periodista venezolano, quien vive en Coral Gables, Florida, desde hace décadas: Juan Vené. A quien he leído, leo y seguiré leyendo porque él es una referencia periodística en el béisbol con más de 60 años de trayectoria. Tiene un gran sentido del humor y a veces cuesta diferenciar si lo que dice es cierto o está bromeando. ¿Les pasa?

Algunas veces, aunque cada vez menos, me gusta su visión crítica de este deporte, sus argumentos y que no se limita a interpretar el juego sobre la base de victorias y derrotas, favoritos y desdichados sino que intenta dar una perspectiva diferente y genuina. Esta es mi escuela periodística y mi identidad profesional porque la mayoría de las veces hay una gran historia detrás o a la par de un resultado. En otras palabras: el deporte es más que números.

Pero de la escuela que no soy parte es del amarillismo y sensacionalismo, como cuando Vené publicó sin mostrar prueba alguna, solo una simple referencia de que un médico del equipo le informó eso, que el cáncer de Andrés Galarraga era fingido para distraer la atención por el supuesto uso de esteroides. Semejante afirmación y noticia, por ética periodística y por el daño que podría causar a una persona, familia, institución y deporte, sólo podrían publicarse junto a pruebas verificadas, reales y contundentes.

¡Juan Vené nunca lo hizo!

Incluso sí fue verdad que un médico le dijo eso, él debió investigar a su fuente, buscar conexiones, pedir pruebas y llegar hasta los peces gordos del caso. ¿Ese no es el sueño de un verdadero periodista, conseguir una historia tan grande y trascendental que moviera hasta los cimientos mismos del deporte estadounidense y mundial?

Que yo sepa Vené no adelantó investigaciones, de haberlo hecho hubiese ganado un Pulitzer, escrito un libro y hasta producido una película. Tenía el camino para ganar mucho dinero y fama profesional ¿Qué más pedir? Pero ni profundizó en las investigaciones, ni negó el suceso ¿Fue cobarde, lo silenciaron, qué pasó? Sólo fue sensacionalista como un periodista de farándula que en su momento fue, y que me perdonen los faranduleros.

En las academias del periodismo se enseña que no se puede publicar cada rumor o chisme que escuchamos, porque la fuente nos puede estar engañando deliberadamente o pudo haber sido la fuente engañada también. Como tampoco cada vez que vemos a algún pelotero o coach fumar “escondido” en un estadio hay que informarlo porque eso no es noticia, es un tema privado que de ser público sólo busca causar daño a una persona o institución.

El sensacionalismo no es periodismo, no es éticamente correcto, pero al público le gusta y muchos periodistas cuando empiezan a quedar en el olvido o pierden la atención de antaño empiezan a usar esas tácticas antiprofesionales. Dios me libre que en mi carrera pueda llegar tan bajo.

Por eso creo que el periodista más libre es aquel que hace periodismo sin necesidad de vivir de esto, por utópico que parezca. Cuando el interés profesional es comercial o de farándula -porque hay que llevar comida a la casa- se distorsiona un poco o mucho la profesión. Esta profesión no es fácil, es apasionante. En teoría es utópica e intelectual, pero en la práctica requiere sacrificios, a veces comparables a los de los profetas bíblicos quienes arriesgaron sus vidas para proclamar una verdad. No es el caso del deporte pero todos sabemos que hay fuentes periodísticas de alto riesgo.

Juan Vené con la polémica sobre el cáncer de Galarraga me recuerda al afamado periodista español de Ovnis JJ Benitez -escritor de la saga de Best Seller Caballo de Troya- quien hasta el día de hoy le preguntan si lo que cuenta en sus libros sobre los viajes en el tiempo en la época de Jesús es verdad y él dice que fue real que a él, el coronel sin nombre le dio los textos originales.

¿WTF?

Cuando ves su biografía, el mismo JJ Benitez confiesa que en los 80’ empezó a escribir Caballo de Troya en una época en que se quedó sin empleo y tenía cuatro hijos y una familia que alimentar.

El periodismo digital ha creado el fenómeno de quienes buscan desesperadamente “likes” en las redes sociales, o manipulan estadísticas a conveniencia de «sus amigos peloteros», o a favor de quienes sí le dieron entrevistas. Yo en 6 temporadas en MLB he hecho más de 200 entrevistas en inglés y en español y decenas de veces hay jugadores que no me han dado las entrevistas, incluso me han dejado plantado esperándolos con cámara montada, pero eso es parte de la profesión. Son temas que se manejan en privado, de lo contrario es chantaje. 

Omar Vizquel ha dicho en varias entrevistas que él cree que el odio que Juan Vené le tiene es porque una vez en el clubhouse de los Leones del Caracas no le dio una entrevista. Es bueno saber las versiones de cada quien.

Venezuela es el mejor mercado de béisbol en español

POLÉMICA CON JUAN VENÉ – Reacciones a las declaraciones sobre sus votos al Salón de la Fama

Juan Vené siempre dice en sus artículos: “gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú”. Ciertamente Vené ha sido un profesional bendecido porque no había mejor país en el mundo para ser periodista de béisbol en español que Venezuela, país que en los 60’ (cuando él comenzaba su carrera) tenía el mejor ingreso per cápita del mundo, la moneda (el bolívar) era más fuerte por el entonces que el dólar, el territorio nacional tenía las mayores reservas de petróleo del mundo y a pocos kilómetros de EEUU (principal consumidor del momento) y por si fuera poco era el bastión democrático de una latinoamérica llena de dictaduras militares.

Venezuela fue durante la segunda mitad del siglo XX el único país del mundo donde había dos elementos que nunca antes en la historia habían estado juntos: democracia y petróleo durante 40 años. En otras palabras: Venezuela era un país sumamente rico con libertades civiles, económicas y políticas. En ningún otro país del mundo en toda la historia esto se ha repetido.

En esa Venezuela creció Juan Vené, quien desde hace décadas vive en EEUU, gran acierto profesional por su apego y trabajo con las Grandes Ligas. Pero su fama se la daban los venezolanos que lo veían en televisión, lo escuchaban en radio y lo leían en prensa. Porque si hay algo que siempre ha tenido Juan Vené es que es un trabajador incansable, pocos periodistas son tan productivos como él con artículos constantes casi los 365 días del año.

Venezuela es el mejor mercado para el béisbol en español porque es un país caribeño, amante de la pelota con un aproximado de 30 millones de personas. Hoy en día más de 7 millones de venezolanos han emigrado y viven alrededor del mundo, pero siguen viendo béisbol venezolano y de grandes ligas. Ni República Dominicana (11.200.000 habitantes) ni Puerto Rico (3.200.00 habitantes) tienen tantos millones de personas como venezolanos hay. En México hay 200 millones de habitantes, pero el béisbol es un deporte de regiones sin apoyo nacional ni gubernamental.

Lastimosamente para los venezolanos estamos viviendo la peor época en la historia nacional, con una economía empobrecida, una moneda que no vale prácticamente nada en el intercambio de divisas y eso disminuye el interés de inversiones de la MLB. Pero a pesar de tantas malas noticias que recibimos los venezolanos siempre -y eso ha ocurrido desde hace mucho- las buenas noticias nos llegan de nuestros peloteros venezolanos en las Grandes Ligas porque el béisbol es el deporte que más satisfacciones le ha dado a Venezuela.

Pues Juan Vené, quien sabe muy bien esto, le dispara al ya maltrecho ego nacional con su matriz de opinión contra Omar Vizquel y Miguel Cabrera, ídolos de generaciones de peloteros y fanáticos venezolanos quienes hemos soñado en ser como ellos. Que vote por quien quiera pero que no haga mala campaña de sus compatriotas. Es mejor tener amigos que enemigos, dicen los sabios, y quien no es sabio entonces es un necio.

Mis críticas a los argumentos de Juan Vené contra Vizquel y Cabrera

BEISBOL POR GENERACIONES ⚾️ Boomers Vs Millenials en @amantesdelbeisbol2021 por Abel Flores

Lo que más me molesta de Vené no es que tenga derecho al voto y que con su derecho al voto haga lo que quiera, él es sólo uno entre aproximadamente 400 votantes e incluso hay algunos con derecho a voto que se abstienen. Miguel Cabrera no necesitará su voto para llegar al Salón de la Fama y tampoco Omar Vizquel entrará o no al Hall de los Inmortales por su voto.

Pero si le critico a Vené dos cosas:

1) Que haga una campaña mediática contra estos dos jugadores connacionales

y

2) Que los argumentos estadísticos que usa sean buenos para unos y malos para otros, según le convenga. Esto demuestra o que está loco o que lo hace con malas intenciones (creo es la segunda).

Sobre la campaña mediática ya expliqué que él solo busca hacer ruido con la única influencia profesional que aún tiene: su voto. Porque de resto no es un influencer famoso en redes sociales ni youtuber, no tiene un podcast ni programa de radio, ni de TV nacional o internacional, desde hace mucho no trabaja en ninguna cadena internacional. Solo tiene una columna que escribe desde su casa y creo solo leemos los muy interesados en la fuente del béisbol. Porque le preguntas a un jóven de 20 años si sabe quién es Juan Vené y te aseguro que no tienen ni la más remota idea.

Sobre los argumentos me indigna que utilice las estadísticas sólo cuando le conviene. Por ejemplo sobre Omar Vizquel dice que en su época hubo mejores campocortos, más completos, pero eso no significa que todos esos campocortos no puedan ingresar todos en el Salón de la Fama. Dice que los Guantes de Oro no significan nada y que las estadísticas no son esenciales pero cuando dice en su columna que Roberto Clemente es el mejor jugador latino en la historia de MLB trae sus 3 mil imparables y cuando dice que Albert Pujols es el mejor bateador latino de la historia argumenta sus 703 jonrones. Ahí sí que la estadística es esencial.

Mis conclusiones del personaje

Creo que tuvo una gran carrera profesional en sus inicios pero un final que ha opacado sus primeros logros. “El que no la hace a la entrada la hace a la salida”. Yo nunca he sido famoso, y quizás nunca lo sea, así que no sé qué se siente ser el primer periodista internacional de tu país y con el paso del tiempo verse superado por las nuevas generaciones. Juan Vené fue el primero y “nadie le puede quitar lo bailao”, pero no es el mejor del gremio. “Es mi opinión, es mi opinión”, como dice él siempre.

A los venezolanos nos indignan sus argumentos porque nuestro orgullo nacional está herido y moribundo y nuestros peloteros venezolanos son de las pocas buenas noticias que nos llegan de nuestro gentilicio y donde está envuelta la palabra “Venezuela”. “No hay peor astilla que la del mismo palo”.

No es un tema de banderas, el tema es que él no puede “escupir para arriba” porque él es lo que es por los venezolanos amantes del béisbol que le dimos nuestro voto de confianza por años como corresponsal internacional y por el poder económico que tuvo Venezuela, su sector privado con Empresas Polar, entre otras, en invertir en el béisbol. Ahora “después de viejo” él critica a la televisión, a las empresas privadas y a los peloteros. Entonces critica a todo lo que lo ayudó a ser lo que es.

Es lamentable el ego de un famoso nonagenario como Juan Vené que pretende seguir escribiendo desde su casa (muy lejos de los terrenos de juego donde se originan las verdaderas noticias) y así ser más grande que los verdaderos gigantes de esta disciplina: los peloteros. Retirarse con dignidad es algo profesionalmente correcto y creo todos necesitamos planificar nuestros retiros según se pueda.


Abel Flores es periodista y corresponsal de Diamante 23 en Denver, Colorado, cubriendo regularmente a los Rockies y los equipos que desfilan al pie de las montañas rocosas. También proporciona cobertura local de todos los deportes en el área de Denver. Puedes seguirlo y contactarlo en Instagram en @amantesdelbeisbol2021

Abel Flores

Periodista bilingüe Abel Flores 🇻🇪🇺🇸 español-inglés Especializado en béisbol de Grandes Ligas ⚾️ Con reportajes, entrevistas y análisis sobre las estrellas del deporte 🇺🇲🇩🇴🇲🇽🇻🇪🇵🇷🇵🇦🇨🇴🇨🇺 De Colorado para el mundo con MLB, NBA, NFL, MLS y NHL ⚾️⚽️🏀🎾🏈 Editor Jefe y columnista de Diamante23

https://diamante23.com/author/abel-flores/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre más desde Diamante 23

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo