Oswaldo Guillén: Un mánager élite subvalorado por la MLB

Guillen logró romper una sequía histórica al ganar el título en la temporada 2023-2024 con La Guaira, equipo que tenía 38 años sin levantar un campeonato. Con este gran logro del cual él es una pieza fundamental ¿Le darán una oportunidad en la MLB para 2024?

La temporada 2023-2024 de la LVBP no solo consolidó a Guillén como un manager exitoso en ambas ligas, sino que también demostró su habilidad para superar adversidades y liderar a un equipo hacia la victoria. Este logro debería ser reconocido y celebrado más allá de las fronteras de la LVBP, resaltando la contribución significativa de Guillén al béisbol en general. Guillén es el único manager latino en haber ganado una Serie Mundial y un campeonato del béisbol invernal en latinoamérica

ESPECIAL DIAMANTE 23 – Oswaldo Guillén, también conocido como Ozzie Guillén en los Estados Unidos, ha dejado un legado por todo equipo donde ha jugado y dirigido. Nacido el 20 de enero de 1964 en Ocumare del Tuy, Venezuela, Guillén no solo fue un destacado jugador de las Grandes Ligas, sino que también ha demostrado su valía como manager élite, haciendo campeón de la Serie Mundial en 2005 a unos Medias Blancas de Chicago que no tenían ese favoritismo para tal hazaña.

Sin embargo, a pesar de sus logros, persiste una sombra de subvaloración por parte de la MLB, alimentada en gran medida por errores mediáticos que él cometió con declaraciones inoportunas. El mundo deportivo está lleno de esto, tampoco es algo exclusivo de la MLB.

Sus orígenes humildes en Venezuela

Guillén inició su carrera como campocorto de los Chicago White Sox en 1985, consolidándose como un jugador respetado con un promedio de bateo de .264, 1764 hits y 619 carreras impulsadas. Su destreza en el campo corto lo llevó a jugar también con los Baltimore Orioles, Atlanta Braves y los Tampa Bay Devil Rays antes de retirarse en 2000. No obstante, su verdadero impacto en el béisbol se daría más tarde, cuando tomó las riendas como manager.

En 2004, Guillén asumió la posición de manager de los Chicago White Sox, llevándolos a la gloria en 2005 al conquistar la Serie Mundial. Su habilidad para liderar un equipo y tomar decisiones estratégicas se evidenció en esa hazaña, colocándolo en la élite de los managers de béisbol. Sin embargo, a pesar de este triunfo, su camino no estuvo exento de controversias en los siguientes años.

En 2012 marcó un hito en la carrera de Guillén como manager. Sus declaraciones sobre el expresidente de Cuba, Fidel Castro, generaron un repudio significativo, especialmente entre la comunidad cubanoamericana de Miami, donde se ubica el Marlins Park, hogar de los Miami Marlins. Estas controversias, combinadas con los resultados irregulares del equipo, llevaron a su destitución al finalizar la temporada 2012.

Es crucial señalar que las decisiones y declaraciones de Guillén deben ser evaluadas con la misma objetividad que las de cualquier otro profesional del béisbol. Sin embargo, la atención mediática y la reacción exacerbada a sus palabras resaltan una posible discriminación.

Tras su salida como manager en la MLB, Guillén encontró un nuevo espacio en la televisión, convirtiéndose en comentarista para ESPN en la transmisión de partidos de las Grandes Ligas. Este cambio le permitió seguir contribuyendo al mundo del béisbol desde una perspectiva diferente, compartiendo su vasta experiencia y conocimientos con la audiencia.

En 2016, Guillén regresó a sus raíces al ser nombrado manager de los Tiburones de La Guaira en la Liga Venezolana de Béisbol Profesional (LVBP). Su conexión con el equipo, del cual es autoproclamado «fanático», muestra su amor y compromiso con el béisbol venezolano.

Guillen logró romper una sequía histórica al ganar el título en la temporada 2023-2024 con La Guaira, equipo que tenía 38 años sin levantar un campeonato. Con este gran logro del cual él es una pieza fundamental ¿Le darán una oportunidad en la MLB para 2024?

Guillen es de los mejores mánagers del mundo

Se debe reconocer que la valía de Guillén como manager va más allá de los errores  con declaraciones mediáticas y controversias de años pasados. Su capacidad para liderar equipos y alcanzar triunfos notables, tanto en las Grandes Ligas como en la LVBP, es innegable. Sin embargo, la narrativa construida alrededor de Guillén en algunos sectores de la MLB y de la prensa estadounidense y latina (desde todos lados le pegan) a menudo ignora estos logros, centrándose en estereotipos que desdibujan su verdadero legado en el béisbol.

La temporada 2023-2024 de la LVBP no solo consolidó a Guillén como un manager exitoso en ambas ligas, sino que también demostró su habilidad para superar adversidades y liderar a un equipo hacia la victoria. Este logro debería ser reconocido y celebrado más allá de las fronteras de la LVBP, resaltando la contribución significativa de Guillén al béisbol en general. Guillén es el único manager latino en haber ganado una Serie Mundial y un campeonato del béisbol invernal en latinoamérica.

Oswaldo Guillén es más que un manager de béisbol; es un pionero, un líder y un apasionado del juego. La subvaloración que ha experimentado en la MLB debería ser reconsiderada a la luz de sus logros, talento y dedicación al deporte. Es imperativo que la comunidad del béisbol reconozca y valore la diversidad de talento, sin dejarse llevar por prejuicios que puedan empañar la verdadera grandeza de figuras como Guillén.

Abel Flores

Periodista bilingüe Abel Flores 🇻🇪🇺🇸 español-inglés Especializado en béisbol de Grandes Ligas ⚾️ Con reportajes, entrevistas y análisis sobre las estrellas del deporte 🇺🇲🇩🇴🇲🇽🇻🇪🇵🇷🇵🇦🇨🇴🇨🇺 De Colorado para el mundo con MLB, NBA, NFL, MLS y NHL ⚾️⚽️🏀🎾🏈 Editor Jefe y columnista de Diamante23

https://diamante23.com/author/abel-flores/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Descubre más desde Diamante 23

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo